Nuestros Principios

Por definición los principios son reglas o normas que orientan la acción de las personas u organización.

Los siguientes son los Principios que nos ayudan a lograr que nuestra Misión y Visión tengan significado y contribuyan al logro eficiente de nuestros objetivos.

La unidad de la iglesia, es nuestra visión.
Sumar los dones y ministerios será un factor multiplicador para el crecimiento integral de la Iglesia.
Amén es un sueño posible para todo creyente que se sume con visión de servicio y de reino.
El carácter interdenominacional e internacional de nuestra tarea.
La Biblia es la palabra de Dios y será enseñada con pasión y seriedad.
Enseñaremos que la salvación es por gracia por medio de la Fe.
Enseñaremos la necesidad de las misiones, el evangelismo, el discipulado y la obra de misericordia.
Enseñaremos la unidad compuesta de Dios, en tres personas (Padre, Hijo y Espíritu Santo).
Cristo es el Señor, que vino, murió, resucitó, ascendió al cielo y volverá.
El Espíritu Santo presente en los creyentes entrega dones para el crecimiento de la iglesia.
El mandato de llevar y enseñar el evangelio es para todo creyente.
Enseñaremos que el sacerdocio universal del creyente, lo habilita para ministrar necesidades.
El amor debe ser expresado en lo práctico y manifiesta la vida cristiana.
El servicio es un indicador de espiritualidad y madurez cristiana.
La Ética Cristiana será enseñada para forjar buenos ministros del evangelio y personas que aporten con su visión cristiana a la sociedad.
La rentabilidad de Amén es hacer la voluntad de Dios y no lucrar con ello.
Esta obra será financiada por el amor de quienes aportan.
La educación debe ser práctica y aplicable a todo contexto.
La educación hará visible lo mejor de las personas y los llevará a desarrollar su potencial.

© 2015 AMÉN. Asociación Ministerial Evangélicos Nacionales. TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS.